Desde aquí, cómo no, FELICITAR AL TENIS ESPAÑOL POR SU ÉXITO: ¡Campeones de la Davis!

Quienes me conocéis sabéis que no soy un gran seguidor del tenis, pero al final los éxitos dnuestros compatriotas uno los siente casi propios. Así que, lo dicho… ¡y que sigan muchos más!

La reflexión… o casualidad: “El más difícil todavía”.

Hablaba con mi hermano de lo curioso de que España haya vencido al equipo argentino con la ausencia de Rafael Nadal, nuestro mejor jugador y de la casualidad de que ocurriera igual en la final del Mundial de Baloncesto en que salimos campeones derrotando a los griegos. En aquella ocasión era Pau Gasol, quien también se supone es nuestro mejor jugador. Pero mi hermano, siempre atento (sobre todo al deporte y sus vericuetos) me ha alertado de algo más: nuestra selección de fútbol ganó a Alemania la final de la Eurocopa sin el concurso de David Villa, su jugador más acertado de cara a puerta, su mejor goleador y -para mí- el mejor delantero español con diferencia.

Pues ahí queda eso… que nos va el circo aquí en España, algo que ya sabíamos, pero… ¿que se aplique al deporte? Enonces, ¡que viva el “MÁS DIFÍCIL TODAVÍA”!

¡Qué brutos somos, que sólo vencemos ante las adversidades!

(Si sabéis de alguna ocasión en que algo parecido se haya dado… ¡a qué esperáis para compartirlo con nosotros!).

Anuncios