Tuve la suerte de disfrutar del completísimo y acertadísimo partido del Estu de este finde, lo que me supuso perderme el de mis compatriotas cacereños, así que os daré mi visión del choque entre estudiantiles y sevillanos, mientras que de los cacereños e ilerdenses, sólo dejaré este enlace y una reflexión: De los equipos punteros el Cáceres sólo ha sido capaz de vencer al Tenerife, con el resto ha perdido. Alicante, Valladolid, Mellilla… podríamos pensar que esa va a ser la norma hasta final de temporada porque nuestro equipo no da para más o pensar que hay ocasiones para cambiar la dinánmica. Sea como fuere, la duda puede comenzar a aclararse este próximo viernes, que nos visitan los de León. ¡A ver cómo se da! (¡Suerte, Cáceres!). Las estadísticas nunca están de más.

Ahora vamos con el Estudiantes – Cajasol.

El Cajasol duró un cuarto y, en prihnicpio, no tanto por aciertos estudiantiles como por su propia defensa, que es lo que aguantó el empuje de los colegiales. Aun así, los locales ya marchaban con una corta ventaja al final de ese primer periodo. A partir del segundo cuarto, la inoperancia cajista, junto con la fuerte defensa estudiantil y su acierto cara al aro (muy superior al habitual) hicieron el resto. De ese modo al descanso ya estaba en veinte puntos. El tercer cuarto sirvió para confirmar el juego arrasador de Estudiantes y la “flojedad” de los sevillanos, de quien sólo salvaríamos a Tyrone Ellis por su acierto final en los triples.

Por si quedaba alguna mínima duda de cuál sería el resultado, Iturbe acertó tres triples consecutivos. El último cuarto sirvió de fiesta local y para que algunos jugadores vayan cogiendo más minutos, como Rancik.

Entre lo destacable del Estudiantes, nombrar a los de siempre y sumarles el acierto de Popovic, Udrih y Wideman. Este partido no sirve para tomarlo como referencia de mejora en lo individual, pero ojalá que Samo juegue como en este choque y aporte como lo hizo anoche.

Crónica en acb.com  y estadísticas.

¡Suerte, Estu!

Anuncios