Hace un par de veranos me fui unos días a Alemania (sin Pepe) para conocer un poco aquellas tierras y para visitar a mi amigo Jose.

Me gustó mucho lo poco que pude ver. Las construcciones. Los paisajes. La gente. Así que bajo estas líneas vamos a tratar de conseguir un breve acercamiento a la Alemania que yo conocí, con imágenes y comentarios de las mismas.

Y lo vamos a hacer de manera cronológica, por tanto…

Empecemos por Bremen…

Ésta es su catedral:

Catedral de Bremen

Como veis poco tiene que ver los con “templos” crsitianos de nuestro país. Lo más llamativo pueden resultarnos los tejados. La animación en toda la zona centro de la ciudad era magnífica, y eso que el tiempo no nos acompañó mucho (de ahí la luz de las fotografías, algo mala).

La gente de allí busca rápidamente la calle. Y, por la noche, como todos, los locales de copas. De esto último no tengo nada que compartir, pero sí de (¡cómo no!) las fuentes. Me hice varias fotos con fuentes y os voy a dejar a continuación una de las que más me gustó. El “notas” apoyado en el mundo soy yo.

Fuente en Bremen

Fuente en Bremen

 

He de decir, antes de que se me olvide que Bremen está partida por un río, el Weser, y que por tanto, cuenta con varios puentes que interconectan una parte de la ciudad con la otra. A uno de los lados de la orilla (el que pertenece a la zona céntrica) había grandes terrazas techadas o semitechadas de cervecerías y restaurantes que se extendían armoniosamente a lo largo de la calle o avenida en que se asentaban.

Puente sobre el Weser

Puente sobre el Weser

También cuenta con un barrio de casas bajas y mucho ladrillo, cuyo nombre no recuerdo, pero del que os dejo una imagen de una de sus entradas…

Barrio Bremen

Barrio Bremen

Se trata de unas calles repletas de cafeterías y tiendas, muy parecida a lo que debió ser Bremen en sus comienzos, pero que ahora tiene un componente más bien turístico y de ocio.

Ahora un pequeño enclave de este espacio tan acogedor y rojizo…

Paseantes y edificios en Bremen

Paseantes y edificios en Bremen

Bien os dejo un retrato que no hace justicia de la fachada de la estación de ferrocarriles de Bremen. Espaciosa, generosa, anarajnda y práctica. Un modelo de la idea que tenemos de Alemania. Por cierto, en cuanto a la gente, creo que suelen equivocarnos las opiniones que nos llegan. A mí me parecieron serios -eso sí-, pero simpáticos y abiertos, muy al contrario de lo que nos hacen creer a menudo.

 

Estación de Bremen

Estación de Bremen

 

Aquí tenéis información sobre esta población por si os atrevéis a visitarla. No creo que os decepcione.

 

Y por último os dejo una fotografía de Oldenburg. Una población que visitamos y de la que tengo muy pocas imágenes, aunque tenía callejuelas tan interesantes como ésta…

Oldenburg, calle hacia...

Oldenburg, calle hacia...

 

Y… hasta la próxima: Hamburgo y Berlín (segundo y final).

 

(Como habéis comprobado, ete artículo no pretende ser  un acercamiento histórico, arqueológico ni… a lo poco que conozco del país germano. Sólo son mis impresiones).

Anuncios