Como parece evidente y es cierto además, a veces me da por leer curiosidades por internet. Y así, a lo tonto a lo tonto, me voy encontrando con lecturas que me gustaría compartir.

Hoy toca acercarse a otra de estas verdades intuidas o casi demostradas que nos pasan desapercibidas. Y para darle cobertura nada mejor que las palabras textuales de Pepe Cervera: “Cuanto menor es el conocimiento de una persona en un campo específico, más fácil es que se juzgue a sí misma como competente en ese campo“. Y, como explica después, cuanto más dominamos realmente algo, más fácil nos resulta pergcibir las lagunas que aún nos quedan por navegar.

Os dejo el artículo en que se explica mejor, pinchad.

Y, para  los más curiosos y entregados, un estudio redactado en inglés sobre este fenómeno de incompetencia entendida como competencia.

 

¡Ay, el ser humano, qué idiota es!

Anuncios