Con este pseudotítulo de “se quiere aquello que se cuida” se resume perfectamente y trato de recomendaros la lectura de un artículo de Annula, otra “blogera“.

En él,  con mucho acierto y apoyándose en textos de “Los Secretos” y “El Principito” de Antoine de Saint-Exupery, su autora nos recuerda que sólo logramos valorar y por tanto estimar y querer aquello y aquellas personas a las que realmente dedicamos tiempo y esfuerzo. Y mucho más que no me paro aquí a enumerar.

En realidad no hace falta que me extienda más… el artículo…

¡Gracias Ana!

Anuncios