You are currently browsing the monthly archive for marzo 2010.

Cada día nos asaltan más premios, convocatorias y demás con nombres de personajes que nos son totalmente desconocidos o que -realmente- no han aportado nada como para regentar un premio.

Hace unos días se obró el milagro y en Polonia, un país serio, decidieron bautizar a los premios a la labor periodística como Ryszard Kapuscinski. Para mí, un acierto. Lee el resto de esta entrada »

Anuncios

Alimentos poco naturales que curan… nunca fueron muy de mi devoción, ni muy creíbles para mi cabeza tan poco aconstumbrada a los milagros.

Ahora existe una confirmación, a la manera de informe de un órgano europeo. Así que os voy a dejar el enlace a una noticia que habla del tema, aunque acaba yéndose por las ramas, para que os informéis mejor.

No creo que se trate realmente de una sorpresa. Si nos queremos creer los cuentos es por necesidad o porque nos resulta más fácil comprar en la tienda un yogur que nos va a solucionar la vida, que solucionarnos la vida con ejercicio, una dieta equilibrada, unas cañas los viernes o hacer más el amor. Que un persona con una enfermedad terminal tire incluso de la brujería o de milagros no probados, se entiende. Lo nuestro, es menos comprensible.

¿Se acabará esta moda de alimentos que nos sanan sólo con abrirlos? Me temo que no, pues la industria y loa publicidad saben hacer muy bien su trabajo. ¡Y están tan majas las chicas que los consumen en la pantalla..!

Quienes me conocen y además han tenido el dudoso placer de dejarme hablar de música ya sabrán de mi afirmación de que el cantante que mejor realiza versiones de temas de otros (y propios, coño) es Bunbury. Evidentemente es una opinión, muy particular y corrosivamente personal, pero creo que no debo de andar muy descaminado y como muestra botones, botones de colores.

¡Cómo os lo vais a pasar, villanos!

Voy a empezar con una canción cuya interpretación original, a manos de El Niño Gusano, me habría pasado totalmente inadvertida, y que en manos de Bunbury -como yo la conocí- me gustó desde el mismo momento en que había cantado no más de diez palabras. Su título, Papel de regalo, su vida en manos del maño, debajo.

Resulta difícil afirmar tajantemente que una canción de las redimensionadas por Enrique Bunbury es tu preferida, pero esta sería una de ellas sin duda: Vámonos. Connotaciones personales a parte, me parece que es digna de todos los elogios. La nueva velocidad de que la dota Bunbury, su carga emocional, su huída hacia delante… El sueño de un amor bohemio y de un amor más allá de las fronteras o que precisamente sólo sobrevive tras la frontera. Mencionar, cómo no, al intérprete original del tema: José Alfredo Jiménez; y pincharos esta versión de un dúo de cuando…

Lee el resto de esta entrada »

¿Qué coño pasa? ¿Todo el mundo se ha puesto de acuerdo para hablar de lo mismo? ¿Será un virus o una bacteria? ¿Será el café? Póngame un capuccino, que necesito pensar.

Está en el ambiente y se mueve… no sé si es el humo de los porros o el viento que consigue agitar la campana estracotra de mi mamá, pero la gente anda nerviosa. Al lío… Ahora a todos y todas les ha dado por tener prisas por encontrar pareja. Y no sólo por encontrarla, sino por buscarla y por hablar de ello.

No voy a decir que me parezca mal ni nada así. O sí. Lo que sí es algo raro y preocupante. Raro por la simultaneidad. Y preocupante, porque se vive con cierto agobio y a edades que a mí -aún- me parecen algo tempranas.

Que una persona por contar treinta o algo más de edad esté queriendo sujetarse a cualquier otra sólo porque piensa que así debe de ser no me gusta ni mijita. En mi opinión, lo natural debe imperar, y no empezar a dejarse llevar por las prisas, ni por la presión social. Lee el resto de esta entrada »

Meses o algo más voluminoso. Ése es el espacio temporal que llevo uniéndome al “nuevo” pop español.

¿Será verdad? ¿Será mentira? Será lo que sea pero la sensación está ahí, viva y dando guerra.

Tal vez todo empezase con Christina Rosenvinge, reescuchando a Erentxun o Duncan Dhu, o por culpa de Bunbury, que colabora hasta con los del más allá. El gérmen no es lo más importante, lo importante es que es real y que actualmente hay propuestas que podríamos llamar pop que me las como con gusto y placer. Lee el resto de esta entrada »

Siempre he opinado que el modelo de gobierno actual y cómo se puede acceder a él no tiene demasiado de democrático, que es ficticio y que no merece la  pena ni enfadarse, pero al menos enfadarse es algo que sí podemos hacer libremente y que da a entender que no nos gusta.

Os dejo el enlace a una reflexión sobre este tema de la falsa democracia y otro a la noticia que fue germen de la opinión anterior de un internauta cansado.

Disfrutadlos; por decir algo.

(¡Joder, casi no llego!)

“Mira tío, tú lo que tienes que hacer es esto… y no te comas el coco…”;  “espera a que y…”. “Es tu juego, es lo que sabes hacer”.  Estas serían las palabras que muchas veces los entrenadores le dicen a sus pupilos antes de la salir a la cancha, en los entrenamientos y demás. Y os puedo asegurar que casi ninguno hace caso.

Conocer qué aspectos del juego se nos dan mejor y saber aprovecharlos es una de las más importantes sino la mayor de las virturdes de cualquier deportista en cualquier disciplina. Y hay jugadores o momentos en los que es especialmente trascendental.

Lee el resto de esta entrada »

“La fotografía es sólo una débil voz, pero, a veces,, puede conducir nuestros sentidos a la conciencia”.
Con estas palabras el fotógrafo documentalista W. Eugene Smith trataba de hacernos entender el propósito de su trabajo: llevar a la conciencia de cada uno las dificultades e injusticias de la vida para, con ello, ser conscientes de ellas y tratar de contraponerse a las mismas.
He tenido la suerte de asistir a su exposición cacereña (“Más real que la realidad”) y puedo aseguraros que encontraréis imágenes que revelen a vuestro corazón y conciencia la necesidad de luchar por mejorar el mundo y armarse contra las injusticias. De este modo, la reflexión e intencion de Eugene Smith me sirven para recomendaros la asistencia a la exposición, que durará hasta abril.

En ella encontramos imágenes de la posguerra española (Spanish Village), convirtiéndose así en una cita ineludible.

Parece que no nos ponemos de acuerdo, leed, sobre lo que consideramos sexo y aquello que no nos lo parece.

Muchas veces en un bar, pub, discoteca o similar, los amigos nos ponemos a hablar de payasadas. Uno de los temas preferidos es el sexo, por supuesto. Y en ocasiones lo que unos consideramos sexo otros no lo consideran o al contrario. ¡Que se lo digan a Bill Clinton, que también tenía su propia opinión!

Por eso os he obsequiado con el anterior enlace, para que comprobéis con vuestros propios ojos que un debate de bar puede ser reflejo de dudas reales y habituales de la sociedad.

Lee el resto de esta entrada »

Escribo este artículo breve desde la nostalgia que da ver de nuevo la Plaza Mayor de Cáceres libre de artilugios centrales y de payasadas arquitectónicas que sólo fueron una seudonecesidad que trataba de esconder una porhibición: beber en la misma.

Tener la suerte de que salga por fin el sol (aunque nos dure poco) para poder tomar esta instantánea, no podía desaprovecharlo, y me eché a caminar. A lo tonto a lo tonto se me ocurrió ir disparando a distintos lugares de “mi Cáceres”, por lo que esto es un adelanto de lo que serán varios posts con nuevas fotos en esta bitácora.

... y qué poco va a durar así Lee el resto de esta entrada »

Ya sabéis que no suelo escribir de cine. La verdad es que no tengo ni idea de esta materia. Pero en realidad no es de cine de lo que voy a hablar; creo.

El viernes por la noche tuve la suerte de poder ver la película “Celda 211”. Llevaba tiempo teniendo ganas y por fin lo conseguí. Y no me decepcionó, más bien al contrario, me encantó.

Y me gustó de esa manera que me gustan a mí las pelis, dejándome poso, dejándome pensativo y tal vez torpe a simple vista, porque estoy pensando en otro algo.

Pero no quería hablar ni de la película en general ni de cómo me sienta a mí ver cierto cine, sino de algo más concreto: la violencia.

Creo que en esta obra de arte se encuentra la escena más violenta que jamás he visto en una pantalla. Trataré de describirla porque no la he encontrado “por ahí”. Se trata del momento en que un representante del ministerio acude a hablar con los presos, a negociar. Entonces, Calzones, totalmente colético, iracundo y fuera de sí amenaza al negociador con mandarlo todo a la mierta y asesinar a los rehenes. Es de uha realidad tal, que me dejó tiritando, y no es una manera de hablar. Por circunstancias tenía mis piernas estiradas , colocadas sobre el cabecero del asiento delantero izquierdo y éstas me empezaron a tiritar, especialmente la enferma. Me pareció la hostia. Fue espectacular comprobar cómo me latía el corazón y las piernas cobraban vida propia. Creo que realemnte es la escena no-real más violenta que he visto en una pantalla. Y es increíble porque no hay mi golpes, ni sangre, ni nadad. Sólo palabras, palabras que son una amenaza cargada de odio y rabia muy reales. Os voy a dejar un enlace donde podéis recordar la imagen que digo, yendo al segundo 52 de la reproducción. Y sigo, pero antes os pido ayuda: si alguien consigue encontrar la escena al completo que haga un comentario a este” post” en lazándola (¡gracias!). Lee el resto de esta entrada »

Lo siento pero ha llegado elmomento.Como algún lector habrá podido comprobar, cuando he hablado de los actuales jugadores del Cáceres lo he hecho para resaltar lo positivo de el que tocase, pero hoy… me va a resultar más difícil. Eso sí, a pesar de mi natural y acusada subjetividad, trataré de analizar el juego de Carlos Cherry acordándome de lo que hace bien, de ahí ese apodo que le coloqué ya al poco de llegar a nuestra ciudad: “el que te da y te quita”.

A ello…

Puede hacer grandes valoraciones (en las que por supuesto yo no creo) y puede hacer valoraciones paupérrimas. Puede ponerte un partido totalmente de cara o perderlo él solito. Puede anotar consecutivamente con cierta facilidad o fallar hasta al atarse los cordones. Puede… pero no me gusta. Incluso el día que le sale casi todo, no me gusta. Y es así por algo muy simple: ¡chaval, eres base! Un base debe jugar para el equipo y hacer que el equipo juegue. Este año tenemos un ejemplo del que echaré mano: Pablo Prigioni. El base argentino ha tenido partidos en los que ha tenido que lanzar mucho (con distinta) suerte y en algunos de ellos ha tenido muy buenas valoraciones individuales. Sí, digo individuales, porque curiosamente esos partidos han coincidido con la peor racha de su equipo, el Real Madrid. Que quiero decir con todo esto, que un base debe ser la referencia en ataque para crear juego y ordenar y hacer jugar al resto, no el finalizador de la mayoría de las jugadas. No me gustan los bases que juegan para sí mismos. Y Carlos Cherry JUEGA SÓLO PARA SÍ MISMO. Y, además, no se da cuenta de las virtudes de sus compañeros ni las sabe exprimir, que es la labor de un verdadero director de juego (y de un entrenador, pero ése es otro capítulo). Lee el resto de esta entrada »

No se puede decir que sea unespecialista musical, ni nada así, pero sí que me gsuta la música y trato de ira a cuanto concierto puedo, especialmente en mi ciudad.

De los últimos meses y años destacaría como propuestas frescas e interesantes a dos grupos. No vamos a hablar de los N.O.R., de quien ya sabéis que soy seguidor, ni de los Extreterrestres (y tristemente disueltos), si no que vamos hacia algo “nuevo”. Lee el resto de esta entrada »

La frase es de las que me encanta: “La Unión Europea está muy activa organizando su suicidio”. ¿A vosotros no?

Directa, definitiva, dramática, apocalíptica. Y, lo mejor, me temo que real.

Este señor no es un “colgao” como yo que va soltando barbaridades sin más. Es un sociólogo de renombre internacional. Prestigioso Touraine.

¡Disfrutad, que queda poco!

En realidad no pienso hablar de mí mismo en términos relacionados con las emociones, los sentimientos, ni nada así. ¿De intimidades? ¡Ni de coña! Voy a escribir sobre mi actualidad y algunas curiosidades que vienen aparejadas a la misma… vamos, de gilipolleces mías desde mi propia óptica.

  1. Animado con mi pierna. A pesar de que se puede afirmar sin temor a equivocarse que soy un “gilipollas”, las sensaciones con mi rodilla derecha son positivas. Va poco a poco. Casi no molesta (sólo cuando se cansa) y me permite andar: ¿qué más puedo pedir? Lee el resto de esta entrada »

LICENCIA General de esta bitácora

La Licencia mostrada a continuación es la que se aplicará por defecto y a toda la bitácora en general, a menos que en el artículo o categoría correspondiente aparezca otra licencia que sustituya a ésta. Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

Por el respeto y el buen uso de NUESTRO IDIOMA

ESTAMOS ASOCIADOS CON…