Llegó un momento en que  el ser humano en su ansia de crecer como especie y de “correr” en pos de una supuesta y mal entendida prosperidad materialista se olvidó del entorno, que no sólo le entregaba todos sus bienes, sino que -además- lo sustenta y es a la vez quien equilibra la balanza del futuro. Así, en lugar de depararnos un futuro posible, sano, sostenible y natural, surgió la opción hacia la que nos encaminamos a toda velocidad: un futuro oscuro, de espaldas a lo natural, rodeados de humo, insostenible por haber agotado muchas de las materias primas que nos son necesarias y todo lo demás con lo que ni os quiero aburrir, ni pretendo parecer un agorero por nombrarlo.

En este artículo, breve de palabras pero extenso en lucha e intenciones naturalistas, pretendo compartir algunas de las canciones que recuerdo como “ecológicas”. Sí, esas con perfil de reconocimiento de todo aquello que nos da la Naturaleza, de protección de nuestra Madre global, de denuncia de malas prácticas por nuestra parte, de cariño a quien nos acoge en su seno y nos alimenta.

Y, como digo, os dejo estas escasas canciones, con la idea de que vosotros mismos añadáis más, aquellas que hablan de nuestro maltratado planeta pero que traten de transmitirle amor o de poner énfasis en la lucha pro cambiar nuestros hábitos consumistas y aniquiladores de especies y suelo.

Comenzamos…

… con “Tierra Trágame” de Celtas Cortos (videoclip no-oficial con hermossas imágenes de nuestro planeta).

Y para mayor espíritu batallador y de justicieros naturales, os engancho la letra de los Celtas.

… seguimos con Amaral: “Rosa de la Paz“. ¡Va!

Aquí tenéis la letra de esta canción a un solo clip.

Nos adentramos en las voces de denuncia exportadas desde Extremadura con…

Bebe y su “La Tierra tiene fiebre” (video musical aderezado con algunas de las bestialidades conque castigamso a nuestro planeta y cómo el -en ocasiones se defiende).

Os dejo la letra nelazada.

Y para terminar, un proyecto-canción de la tierra: “Manguaré“, desde Extremadura por la defensa de la Amazonia. Interesante y muy rítmica.

Además, como decía os reinvito a dejar colgadas en este artículo otras tantas canciones que hablen de nuestro planeta, de sufrimiento, de defenderlo… ¡Todo vuestro!

Anuncios