Reflexión de un pensador polaco: Hay gente fantástica a la que se conoce en mal momento. Y hay gente que es fantástica porque se la conoce en el momento adecuado“.

Según David Foenkinos en “La delicadeza“, novela que me encuentro leyendo estos días.

Me gustaría pertenecer a los primeros pero me temo que la mayoría de las ocasiones solemos pertenecer a los del grupo del momento adecuado.

 

Por un feliz verano lleno de lecturas.

Anuncios