You are currently browsing the category archive for the ‘Opinión exterior’ category.

Hoy, y tras mucho tiempo sin compartir reflexiones propias ni ajenas por este canal, quiero dejaros algo. Se trata de un pensamiento de Marta, personaje de la novela “Si mañana muero” de Eugenio Fuentes. Y es éste:

Ella misma no había perdido la fe en las ideas socialistas, pero había deducido que ser revolucionaria ya no consistía en seguir luchando ingenuamente por las utopías, sino en aceptar que las utopías no se realizarían nunca, que el ser humano estaba genéticamente incapacitado para alcanzarlas y que, por tanto, lo verdaderamente revolucionario era conformarse con establecer la dignidad, el bienestar y la justicia en las pequeñas parcelas de la vida cotidiana y entre las personas que la rodeaban.”

 

Mi parte la dejo aquí, a continuación. Como bien sabemos en España, dentro de poco más de una semana nos toca votar para elegir nuevo presidente y gobierno. Es evidente que las distintas opciones no acaban de convencer completamente, ni siquiera aquellas que vinieron a aportar un aire nuevo. Sin embargo, Leer el resto de esta entrada »

Me he vuelto un valiente, que lo sepa todo el mundo. Tan valiente que hace un par de tardes me dio por realizar un “experimento sociológico” en clase. Como bien sabréis, uno de los personajes de moda de la actualidad mediática internacional es el político griego Varoufakis. Teniendo esto en cuenta, me dio por plantearle a mis queridas alumnas (la mayoría de ellas sexagenarias o aún más felices) la cuestión que sigue: ¿qué sabéis de Varoufakis?

Tras indicar alguna de ellas que se trataba del ministro griego de economía (“sí, el calvo que va sin corbata a las reuniones por Europa”), recabamos más información. A saber: Leer el resto de esta entrada »

Érase un hombre pegado a una gran naranja.

Érase un ansia de correr, saltar y mirar

al más allá, al compañero, al anillo.

Éranse un tablero y una red que se aparecían

en sueños y en disputas al sol y las estrellas.

Érase un duelo personal, una amistad en sudor,

un compañerismo en la sangre.

Una pelota, un balón, una idea.

Todo ello érase.

(O como volver y volver a las canchas dicho de otro modo). Leer el resto de esta entrada »

La psicología dice que los seres humanos capaces de posponer las recompensas en lugar de coger el premio en el mismo momento en que se nos da la primera oportunidad tienen más posibilidades de “triunfar” en la vida, o en el modo de vida actual, que te obliga a esperar para recibir los premios (académicos, laborales y demás). Esto está demostrado y, además, estoy seguro de que en algún momento os ha llegado algún video de esos de niños y niñas a los que les ponen un pastel y les dicen que esperen un cierto tiempo y les darán dos en lugar de uno y… Por tanto, supongo que sabéis de qué va esto.

En la vida normal (o social)  lo tenemos asumido (estudiar para obtener un título, para tener un mejor trabajo, etc. no, no os riáis, hubo un momento en que fue así), pero ¿qué pasa con el deporte de élite? Ahí eso no se lleva. Os lo mostraré.

Pongamos como ejemplo a un equipo que todos conoceréis de un deporte que, igualmente, a todos os sonará: FC Barcelona, fútbol. Leer el resto de esta entrada »

No se puede decir que de todas las películas saquemos algo. Ni siquiera que la mayoría nos gusten (ni mucho menos), ni tan siquiera que lleguemos a soportarlas. Sin embargo, en ocasiones se dan momentos de lucidez o nos golpea una frase y nos apetece incluso, fíjese usted, compartirla con los demás.

Eso sucedió hace ya algunos meses a mi personita, mientras veía El primer día del resto de tu vida.  La luz:

“No puedes dejarlo todo para mañana, porque un día tendrás tanto que hacer que no tendrás suficiente ni con el resto de tu viva”.

Leer el resto de esta entrada »

Como afirma Luciano Canfora: la democracia ha muerto. Hay algo tangible y determinado por encima de las elecciones de los pueblos que tomar las verdaderas decisiones. Así responde este autor a la pregunta “¿entonces en qué sistema vivimos?” y así lo sentimos muchos desde hace ya algún tiempo.

No, no es una buena noticia, más bien sólo una constatación de lo que se intuye en el día a día, en las noticias o de lo que se comenta en la calle.

Podríamos gritar “El rey ha muerto, ¡viva el rey!”, pero este nuevo gobernador es más caprichoso, más duro con sus súbditos y mucho más despiadado. Quizá habría que dejar de gritar y empezar a cambiar (algo).

Como afirma en esta entrevista el francés Michel Onfray, ante una realidad deprimente, preferimos refugiarnos en la ficción: la novela, la película, o nuestra imaginación, son algunas opciones. Algo que intuimos y que a veces gustamos de hacer: no todo va a ser enfrentarse al mundo y sus problemas. Un paso lateral, respirar, disfrutar de algo no tan real, coger fuerzas y seguir hacia adelante, peleando, serían un gran avance.  Leer el resto de esta entrada »

¿Se tratará de un reflexión personal? ¿Más bien de una valoración de la experiencia de otros o de lo que haya visto a su alrededor el autor? ¿Será tan solo una manera de crear un personaje algo desarraigado del amor entendido como “pareja para toda la vida”? Todas estas dudas y muchas otras nos pueden asaltar al leer las siguientes líneas de la novela “Las manos del pianista“. Aproximen su atención a ellas, reléanlas y opinen o, al menos, párense a pensar en la razón por la que Eugenio Fuentes, escritor extremeño, usa este “encabezamiento” para acercarnos al personaje de Martín Ordiales en la nombrada obra. Con ustedes…

Vivía solo y si no se había unido hasta entonces a ninguna mujer no era porque le hubieran faltado candidatas y amantes dispuestas a darle a su relación un carácter más trascendente. Fue porque él se negó siempre a aceptar un compromiso en el que renunciar sería más frecuente que compartir. Pero nunca había considerado que ellas fueran las responsables de su falta de fe. Era él mismo, de algún modo incapacitado para el entusiasmo sin el cual todo juramento de eterno amor, eterna fidelidad y eterna compañía le parecía una falacia y una locura. Además, sabía que pedía mucho, que quizá pedía demasiado: la mujer que se ama no basta con que sea aquella de la que uno está seguro de que nunca te hará daño; es necesario también estar seguro de que es aquella que te hará feliz. De modo que, a los cuarenta y dos años, había creído que su corazón sólo era una víscera. Martín Ordiales ya no esperaba ninguna bienaventuranza.” Leer el resto de esta entrada »

“Tres necesidades acompañan al hombre hasta la tumba: mear, cagar y el deseo de venganza”.

Esto afirma Petros Markaris a través de sus personajes. Siendo indiscutibles las dos primeras, e incluyendo si se quiere la necesidad de beber y comer, podríamos hablar mucho más a cerca de la tercera afirmación y su veracidad.

¿Necesitamos vengarnos? ¿A qué nivel? ¿De qué afrentas, dolores, acciones, es decir, por qué motivos o cuáles son los más comunes?

Leer el resto de esta entrada »

Sí, algo así como el “caminante no hay camino, se hace camino al andar” (de Antonio Machado) es lo que viene a decirnos Álvaro Mutis, escritor colombiano fallecido hace escasas fechas.

“porque toda la vida he emprendido esa clase de aventuras, al final de las cuales encuentro el mismo desengaño. Si bien termino siempre por consolarme pensando que en la aventura misma estaba el premio y que no hay que buscar otra cosa diferente que la satisfacción de probar los caminos del mundo que, al final, van pareciéndose sospechosamente unos a otros. Así y todo, vale la pena recorrerlos para ahuyentar el tedio y nuestra propia muerte, esa que nos pertenece de veras y espera que sepamos reconocerla y adoptarla”. Leer el resto de esta entrada »

Preocupación, durante el paso de los días, durante el paso de las semanas, durante meses. El nuevo Estu se fue construyendo poquito a poco, piecita a pieza, con tranquilidad e intentando amarrar bien ciertos puestos. El resultado, no está mal (por lo invertido supongo) pero en mí genera -como poco y siendo benévolo- bastantes dudas. Desgranémoslas:

El apartado físico, aspecto que se irá repitiendo en el resto de puntos, me temo. Por posiciones, en todas, sí en todas, salimos perdiendo con todos o casi todos los equipos de la categoría. Me explico con el ejemplo más “facilón”: “doses y treses” de nuestro plantel: Kuric, Rabaseda, Vicedo y Miso (algún canterano más). Rabaseda será quien más minutos ocupe como alero (3) y debe de ser uno de los más bajos en su posición de toda la competición. Se añora muy mucho la labor que pudiera acometar Kirqsay (postear en ataque, rebotear con cierta facilidad, echar unos minutos de ala-pívot). Xavi R. va a sufrir mucho defendiendo a jugadores como Carlos Suárez, Papanikolau, Robinson, Tremmel, etc, etc… Pero esto ya viene siendo un mal endémico, que va a más y más: hemos pasado de treses que jugaban de dos (Jasen) junto con otro tres que posteaba (Jiménez, Suárez), a bases con bastantes  minutos de escoltas y escoltas (o doses y medio, como es el caso) que se tienen que pelear con treses “puros”. Sí, Kuric tiene buenos muelles y puede ayudar en el rebote (defensivo), pero peso, altura… Vicedo puede echar unos minutos y ayudar, pero… continuidad, experiencia o suficientes hechuras a día de hoy… Esto mismo ocurre en la posición de cinco o pívot: nadie de altura y kilos suficientes para no dar ventaja a numeroros equipos. Por suerte, esto es algo que se repite algunas plantillas más: ausencia de “leñador de 2 metros largos de los de toda la vida”. No quedan muchos de un nivel decente y son caros. Leer el resto de esta entrada »

Kostas Jaritos, policía ateniense lleva casado varios (muchos) años con Adrianí. Tras un infarto y el abandono del tabaco, Adrianí quiere porhibirle también el café a Kostas Jaritos y él aprovecha para reflexionar sobre tan sagrado sacramento. Sí, tendremos en cuenta que puede tratarse del calentón del momento y que en ocasiones sólo parecemos acordarnos de lo que nos incomoda, olvidando buenos momentos. Leer el resto de esta entrada »

En su novela “Crónica del pájaro que da cuerda al mundo”, Haruki Murakami deja en boca de su narrador estas palabras: “Podría decirse que las personas van cayendo en silencio, una tras otra, por el borde del mundo que me pertenece. Todas encaminan hacia allí sus pasos y, de repente, desaparecen”.

Como habréis leído y vuelto a leer lo marcado, hablamos un poco. Sí, el autor cae en una exageración, ese “todas” al inicio de la segunda oración suena a hipérbole; juega por tanto a llamar nuestra atención para reforzar su idea y encender nuestra luz de alarma, esa que tan anestesiada está en nuestra cabeza. Evidentemente, no todas las personas (espero y nadie me lo ha hecho saber así ni me lo ha parecido a mí) van desapareciendo de nuestras vidas. Pero sí es cierto, real, verdadero y comprobado que muchas personas dejan de “existir” Leer el resto de esta entrada »

El escritor noruego Kjell Askildsen gusta de no dejar títere con cabeza en sus relatos breves. En el recorte que os dejo a continuación afirma categóricamente y con maestría que los humanos somos estúpidos. ¿Es alguien capaz de contradecirle? ¿No somos los más estupidos de nuestro estrecho mundo? Cada cual que se responda a sí mismo. Me limito a dejaros leer; reflexionar es vuestro.

«Cada hora que pasa, el mundo se libra de miles de tontos. Piénsalo. ¿Te has parado alguna vez a pensar en la cantidad de estupidez almacenada que desaparece en el transcurso de un día? Imagínate todos los cerebros que dejan de funcionar, pues es ahí donde se almacena la estupidez. Y sin embargo, todavía queda mucha estupidez, porque algunos la han perpetuado en libros, y así se mantiene viva. Mientras la gente siga leyendo novelas, ciertas novelas que tanto abundan, la estupidez seguirá existiendo». Y añadí, un poco vagamente, lo confieso: «Por eso he venido a jugar una partida de ajedrez».

Final de “Ajedrez“, en Cuentos reunidos (Kjell Askildsen)

Quien quiera hacer una valoración o responder a estas palabras del autor noruego, aquí -en los comentarios- tiene su casa.

¡Salud!

No hay necesidad de repetir ni parafrasear, Antonio Galván González lo explica perfectamente y aprovecho para ahorrarme mis palabras.

Sólo, y para que sepáis de qué hablo, deciros que este enlace trata de los móviles, de sus posibilidades (mucho más allá de la comunicación a distancia) y de cómo pueden esclavizarnos o -como ya muchas voces afirman- incluso aislarnos.

Disfruten con su lectura: artículo de opinión “Siempre Conectados.

Algo tal vez muy comentado. Algo tal vez que ha sufrido tal repetición que ha perdido veracidad o importancia. Pero ahí sigue, como una máxima, como una afirmación que sigue sembrando dudas. Dudas a la hora de decir “eso no se hace” o “vamos a prohibir esto o lo otro”, o como empieza a ser muy común “prohibamos esto aunque sea habitual entre la gente”, llevando la contraria a la vida diaria y sus usos.

Nada de ello, sin embargo, me desanima a publicar estas líneas encontradas en “Las aventuras del buen Soldado Svejk“. Un ejemplo más de la manera de pensar y actuar de muchos seres humanos. Abordar lo que se esconde, lo que no se permite, lo que nos situán más lejos o conlleva una pena o castigo.

Compartamos:

Durante mi encierro, sucedieron cosas increíbles en el cuartel. Nuestro coronel prohibió que los soldados leyeran cualquier coas, ni siquiera los diarios oficiales, y en la cocina se prohibió envolver nada con periódicos, ni siquiera las salchichas y el queso. A partir de aquel día, los soldados comenzaron a leer y nuestro regimiento se convirtió en el más culto del ejército. Leíamos todos los periódicos, y todas las compañías componían versos dirigidos contra el coronel. Y, cuando algo sucedía en la tropa, siempre había un benefactor dispuesto a transmitirlo al periódico con el título “Maltratos a los soldados”. Pero con esto no había suficiente. Leer el resto de esta entrada »

Hace ya un tiempo, supongo que unos cuatro años, me encontré con una pintada en un muro de mi ciudad. Un mensaje muy directo y breve, pero cargado, a mi entender, de muuuucha verdad.

“Treinta años, pocos cambios”.

Se refería a estos tiempos de democracia en España. Democracia o lo que se, que diríamos algunos. Y a los escasos cambios reales o positivos que se han producido. No puedo estar más de acuerdo.

En la misma línea y refiriéndonos a lo que se entiende comúnmente por Democracia, así con mayúsculas, y lo que tenemos en nuestro miserable cortijo, esta imagen resume la opinión de muchos, que no sólo la mía.

El espejismo de la democracia española

Quien aún crea que realmente elige entre dos opciones… ¡para qué seguir escribiendo!

Esta foto la he sacado de aquí, el mérito es suyo. Leer el resto de esta entrada »

Este curso (12-13) el Estudiantes está haciendo una buena campaña. La confección de la plantilla, el seguir apostando por algún joven valor, la seriedad en el trabajo y el acierto en las incorporaciones están dando un grato resultado.
Sin embargo, siempre hay una pequeña nube gris en el cielo.
Este verano el equipo (dirigido en lo técnico por Txus Vidorreta) incorporó a Kyle Kuric, un jugador interesante que con honestidad, ganas y acierto cara al aro está ganándose a la afición. Se trata de un escolta fuerte y entregado al equipo.
Por otro lado, Jaime Fernández parecía que tomaría aún más responsabilidad en esta temporada. Claro segundo en la posición de base –por detrás del destacadísimo Granger-, Jaime parecía contar con una buena oportunidad para mostrar todo su talento, que es mucho, e ir aprendiendo en otros aspectos del juego.

Hasta aquí la introducción. Ahora llega el dilema, el causado por el “síndrome Fisher”. Empezada la disputa de la “acb” los técnicos deciden incorporar a Josh Fisher, veterano jugador que puede alternar las posiciones de dos y tres (base y escolta) y que así lo ha hecho en no pocos equipos (Gran Canaria, Bilbao, etc). No creo que os cause sorpresa que comente que a mí personalmente no me gusta este jugador. Leer el resto de esta entrada »

Sí, vamos haciendo un sucinto resumen de los golpes que en tan sólo tres jornadas ya me he llevado.

Empezó hace unas semanas la andadura del Castra Servilia en el Trofeo Diputación. Tres partidos, cuatro golpes. Quizá el sueño de cualquier traumatólogo (siempre que no le ocurra a él), pero unos números extraños y exagerados para un jugador de baloncesto. Y no, no es que yo sea precisamente la estrella del equipo y por eso… me aticen.

Siendo sinceros e incluso realistas, he de afirmar desde ya que los golpes de los dos primeros partidos fueron fortuitos. Los rivales: Resina Grow y Casar de Cáceres. Zonas afectadas:

  • contra los primeros, cuello y mandíbula tras dos choques entre frontales y laterales por propio ímpetu -uno- y al realizar un bloqueo -otro-. Secuelas, ligero mareo repentino de poca duración y dolor de mandíbula uno o dos días. Nada muy allá. (Golpes 2 – Isra 0).
  • contra los que les siguieron, los segundos: golpe fortuito sobre parte baja de la ceja y ojo izquierdos. Por intentar presionar una salida en contraataque del rival y arriconconarlo. Mala suerte. Secuelas: cicatriz bajo mis nutrida ceja, moratón en la piel que rodea al ojo y alguna “salpicadura” de sanfre dentro del globo ocular. La cicatriz será para siempre (decora). El susto, interesante. Pero nada más.

Ahora vamos con lo que ya “no gusta tanto”. El cuarto golpe (2+1+1) se produjo el fin de semana pasado. Contrario: Arroyo. Jugada: rebote defensivo favorable y posibilidad de contraataque. Salgo en bote y driblo a un rival, él – con intención de matasanos- saca su rodilla que me impoacta a la altura del muslo, poco por encima de mi rodilla derecha y me impide seguir avanzando. El rodillazo propinado por un tipo que pesará unos 30 kilogramos más que yo, me lleva al banquillo. Consigo acabar el partido (mermado y con molestias), a pesar de que el golpe me lo llevo en el primer cuarto, al final del mismo. Secuelas: varios días sin poder entrenar, ni siquiera correr; dolor en la zona; dolor más agudo durante  esa misma noche del sábado y el mismo domingo, con dificultad para caminar esos primeros días.  Concluyendo: casi una semana en el dique seco. Leer el resto de esta entrada »

Este artículo trata sobre una conversación tenida hace unos días con una fisioterapeuta y las reflexiones que le siguieron allí mismo y que posteriormente al venido iluminando mi cabeza. Si alguien espera algo relacionado con los recortes en Sanidad, con el aplastamiento de derechos de usuarios y trabajadores de dicho sector o algo parecido, puede abandonar ya esta lectura. El título reza SALUD, no Sanidad. Ese tema es otro. Este, a mi entender, más interesante.

Charlábamos cerveza en mano del caso de una mujer mayor, o anciana, que sufría, sufre y sufrirá de artrosis en sus rodillas. Mi amiga, la fisioterapeuta, le decía que ella la podía tratar para que mejorase, pero que de poco o nada iba a servirle a la susodicha paciente mientras no llevase a cabo algunos cambios o mejoras en su vida. Entre ellos se le ocurrió mencionarle -¡¡gran pecado y la peor de las noticias!!- que debería reducir su ingesta de alimentos, especialmente aquellos que son altos en grasas. También le recomendó hacer algo de ejercicio, del estilo caminar, dar paseos al atardecer con la luz del otoño dibujando sombras en su cara… Evidentemente, la mujer no lo tuvo claro. Respuesta aproximada: “es que a mí me gusta mucho comer”, a lo que añade: “y los bocatitas de patatera no me los voy a quitar”. ¡¡Dios mío, la entiendo!! ¡Patatera, manjar de dioses extremeños! ¡Energía de héroes lusitanos! (Una plegaria por Viriato). Y lo de “andar”… para qué contaros, que eso cansa, que se está mejor sentada viendo la tele, escuchando las chillidos entre personajes de la caja negra (ahora estrecha caja negra) y llenándose la cabeza de tremendas historias noveladas de ayer y hoy. Leer el resto de esta entrada »

Aquella sociedad que premia a quienes menos se esfuerzan no puede mejorar.

La noticia: Mil euros para aquellas personas de entre 18 y 25 que se matriculen en Secundaria y consigan su título.

Otros puntos de vsita:

Por mi parte, con lo apuntado al inicio… no vaya a ser que diga alguna brutalidad.

Rescato esta reflexión de la boca de uno de los personajes secundarios de “Contrarreloj” (Eugenio Fuentes, 2009) y os invito a su lectura y a pensar en ello:

Siempre he creído que hay dos juguetes imprescindibles para cualquier niño: un balón y una bicicleta. El balón para jugar en equipo y aprender a respetar al adversario, a cumpliar las reglas pactadas y a evitar tanto la humillación como la arrogancia, y la bicicleta para aprender el valor del sacrificio individual y del esfuerzo y del dolor y para conocerse a sí mismo.”

Como decía estas palabras son soltadas al aire por un personaje, el abuelo de un ciclista. Y él mismo se las cuestiona después. Y, precisamente, a eso vengo yo, a cuestionar algo que parece tan evidente. Leer el resto de esta entrada »

A pesar de ser una idea que me venía ya rondando la testa durante algún tiempo, estos últimos días ha vuelto con más fuerza y se ha hecho tan contundente y cristalina que no me queda más remedio que compartirla con ustedes.

Uno se sienta frente a su televisor y espera ver noticias deportivas mientras come (de las otras mejor ni entererse), pero, por el contrario, esto cada vez se ha vuelto más y más difícil. Llegando a ser casi imposible. Uno ya no habla de que sólo se trate al fútbol como deporte del que merecemos saber algo, si no de que ya ni siquiera se habla de fútbol o de cualquier otro deporte. De lo que  se “informa” es del amarilleo y de todo lo que sucede alrededor del mundo del deporte (o del fútbol)  olvidando realmente lo que interesa o debe interesar al telespectador, el deporte en sí.

Esta semana el caso se ha vuelto insoportable. Con el gran notición “la tristeza de Cristiano Ronaldo” hemos tocado techo, espero. Ni me importa lo que le ocurra a este magnífico jugador; ni me importa si Messi se tuerce una uña; a quién le dan un premio Príncipe de Asturias del Deporte; menos aún con quién sale Pau Gasol, o si los argentinos se mofan de los calzoncillos de Nadal. Lo que me hace encender el aparato, buscar un canal que -en principio y en teoría- cuenta con un espacio de información deportiva es saber a cerca de la actualidad de los distintos deportes. Nada más. Leer el resto de esta entrada »

LICENCIA General de esta bitácora

La Licencia mostrada a continuación es la que se aplicará por defecto y a toda la bitácora en general, a menos que en el artículo o categoría correspondiente aparezca otra licencia que sustituya a ésta. Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

Por el respeto y el buen uso de NUESTRO IDIOMA

ESTAMOS ASOCIADOS CON…